Cuelga Mario Almada pistolas

 

POR SILVIO HARRISON

Protector de los débiles, terror de los maleantes, entrón con la mafia y también cachondón en la iglesia, Mario Almada ayer fue derrotado a sus 94 años por un rival más poderoso, la muerte.

Considerado como una de las leyendas del cine mexicano por sus más de 500 películas, el nacido en Huatabampo, Sonora, no sufrió en sus últimos momentos, así aseguró su nuera, Teresa Rivero, quien descartó que tuviera alguna enfermedad y que murió tranquilo, sin sufrimiento y rodeado de su familia.

El también productor con cintas como Nido de Águilas y Los Jinetes de la Bruja, fue galardonado en el 2013 por la Academia Mexicana de las Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC) con el Ariel de Oro por su trayectoria actoral.

Entre las cintas que destacaron se encuentran El Tunco Maclovio, La Viuda Negra, Simón Blanco, Su precio… Unos Dólares, Pistolero del Diablo, EL escuadrón de la Muerte, y más reciente El Infierno, La Misma Luna, entre otras.

Almada vivía desde hace tiempo en Morelos, su cuerpo será cremado y podrá la gente despedirse el próximo domingo en una misa que realizará la familia en Cuernavaca.

 

Related posts