El perfume: historia de un asesino o el aroma lo es todo

Por Anahí García Jáquez/Radio Gatell 

Jean Baptiste Grenouille nació en medio de vísceras y restos de pescado. Siendo el quinto hijo de una mujer que resulta condenada a muerte por ese mismo ser al que alumbró, Jean Baptiste rueda de acá para allá viviendo de su habilidad única para detectar olores casi imperceptibles para el resto de los hombres.  

La búsqueda de la fragancia perfecta lo llevará a encontrarse con personajes variopintos que se aprovecharán de su don para beneficio propio. 

El perfume: historia de un asesino es la primera novela de Patrick Süskind y la más exitosa de este autor alemán.  

En 51 capítulos nos cuenta la historia de un personaje nacido de la inmundicia y con fealdad interna y externa, además de carente de moral alguna.  

En cuatro partes, el autor nos lleva por un viaje efectuado por el protagonista cuyo fin es convertirse en el mejor perfumista del mundo, aunque para ello tenga que pagar un precio muy caro. 

Esta obra literaria tiene la particularidad de apelar al sentido del olfato. El autor tiene la capacidad de recrear, en cada una de sus descripciones, olores tan particulares que provoca que la lectura se vuelva una experiencia interactiva, causando con ello que el lector se involucre con la historia conforme ésta avanza, así como crear una atmósfera donde todo gira en torno a los aromas.  

El autor toma ventaja del poder recreador y evocador de los olores para situarnos en el París del siglo XVIII, donde la posición social es tan importante que nuestro protagonista desea escalarla a través de su talento olfativo. 

Jean Baptiste Grenouille es, sin duda, un personaje único: con un olfato extraordinario pero carente de olor propio, por lo que pasará sus días tratando de obtener eso que caracteriza a toda persona quizá para intentar hacerse de su propia humanidad, ésa que le ha sido negada desde su nacimiento o que va perdiendo por culpa del mundo que lo rodea. 

El perfume: historia de un asesino. Patrick Süskind. Editorial Seix Barral. 1985. 

Suscríbete a nuestro newsletter!

Related posts